jueves, 19 de enero de 2017

Eres mi persona


Algunas tardes me gusta perderme, me siento a tomar un café y disfruto observando lo que sucede a mi alrededor. Mi intuición no suele confundirse a la hora de elegir al futuro protagonista de una de mis historias. La gente es mucho más interesante desde fuera, cuando no tienen que actuar o comportarse de una manera correcta. Cuando los imaginas sin máscaras ni disfraces, porque realmente nada sabes de ellos. Esta tarde en concreto, a dos mesas de distancia, había una pareja acurrucada en el rincón del café. Ambos jóvenes, acalorados y divertidos, y él con la mirada más brillante que he visto en años, me atrevería a añadir que una lágrima ha escapado de sus ojos, pero eso sería excederme con el edulcorante para describir la escena. Ha sido un momento de tal intensidad que casi rompo a reír; Stendhal se mareaba y yo me río, así son las cosas. Pero contra todo pronóstico he logrado contenerme y, segundos después, le he escuchado decirle a su diosa: Eres mi persona. ¡Oh, cielos!, ha exclamado Cupido, que casualmente estaba sentado a mi lado sosteniendo la flecha en su mano. Y he susurrado para mí: oh, cielos.

Eres mi persona es, desde hoy, mi nueva frase favorita.
Decir te quiero o prometer algo por siempre jamás, ha dejado de ser romántico. El impacto que tiempo atrás pudieran tener declaraciones como estas en los corazones enamorados, ya no es el mismo... Eres mi persona ha dado la espalda a los Romeos de postín, y a las declamaciones ensayadas de cualquier príncipe azul. Cabalgue o no en su corcel imaginario.

He regresado a casa caminando alegremente, como si la ola de frío nada tuviera que ver conmigo. Y un eco sonaba en mi cabeza durante el trayecto de vuelta a mi hogar… eres mi persona, eres mi persona… Y yo, que con cualquier cosa me animo a imaginar otras vidas, le he cedido la palabra a mi alter ego y el tema se nos ha ido de las manos… ¿Seré yo la persona de alguien? ¿Tengo yo una persona para mí? ¿Qué sucede si una persona se enamora de alguien que es su persona, pero él no es la persona de ella? Y para escapar del bucle en el que nos hemos metido juntas, he decidido sentarme a escribir para intentar poner un poco de orden en mis conclusiones.

A saber:

Cada cual tiene su persona, por lo que, “eres mi persona”, es una frase que todos, sin excepción, podemos decir al menos una vez en la vida. Algunos ya se han topado con ella, otros la dejaron pasar de largo, y el resto no cree ni una palabra de lo que aquí cuento. No importa, mirar a otro lado puede ser una excusa justificada en un momento determinado, pero, tarde o temprano, ese alguien aparecerá y ya veremos quién ríe entonces. Pero sí, tu persona existe, y habla de las cosas que te gustan, o está en silencio cuando es el silencio lo que quieres compartir; te cocina tu plato favorito como tú lo haces, y se ríe de las cosas que te hacen reír; te desquicia con las estupideces que más te molestan, y te abraza por sorpresa. Tu persona es imperfecta, te lo advierto, y tú adoras sus imperfecciones; su mirada consigue hundirse en la tuya y te observa cuando estás ausente. Os queréis, os odiáis, os amáis, os respetáis y os ignoráis. Sentís admiración y deseo. Respeto y confianza.

Mientras unos se empeñan en destruir el amor, criticando la belleza de los detalles que han sobrevivido a más guerras que el propio odio. Otros nos deleitamos con gestos como el que yo he visto esta tarde. Descubrimos frases como la del título de este artículo, y alimentamos nuestra esperanza no en el amor, sino en el ser humano. Puede que no esté todo perdido. Yo, mientras ustedes intentan dar con las palabras adecuadas para ridiculizar mis letras, buscaré un rincón en mi pared en el que colgar mi nueva frase favorita. Porque me parece una frase muy bella. 
Y la belleza atrae a la belleza, dicho sea de paso.



11 comentarios:

  1. Yo no sé si habrá una persona para nosotros, yo tengo la mía y me siento feliz. Pero si algo sé es que escritos como los tuyos dan esperanza y no entiendo por qué alguien los criticaría, son muy de verdad. Me gusta mucho leerte y saber que hay personas como tú. Gracias por todo lo que nos regalas. Un saludo.

    ResponderEliminar
  2. Joder. Si es que enamoras.

    ResponderEliminar
  3. No sé si será una vivencia tuya o un sueño, pero es un bonito artículo y deseo que sea cierto para todos

    ResponderEliminar
  4. Gracias a todos. No sé si los Anónimos tienen posibilidad de recibir mensajes, así que gracias. No importa si lo escrito es real o imaginado, lo importante es creer en las cosas bonitas. Un abrazo y feliz noche.

    ResponderEliminar
  5. Pero qué maravilla empezar el día leyéndote, este es uno de mis favoritos... gracias, eres muy grande.
    Lectordelsur ;)

    ResponderEliminar
  6. Me gusta mucho como cuentas las cosas normales. Es muy bonito leerte. Gracias.

    María, Vigo.

    ResponderEliminar
  7. Bonita frase....bonito texto ....bonita tu Laura.
    Un abrazo
    Carmen Salvador

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias Carmen. Qué bueno leerte. Un besazo.

      Eliminar
  8. Día perfecto para leerte. Eres grande!!!. Un besazo enooorme

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Día perfecto para que me leas. Besazo de vuelta. 😘😘😘

      Eliminar
  9. "Eres mi persona" o el efecto del yo mime conmigo.

    ResponderEliminar