domingo, 22 de marzo de 2015

Cosas reales

 “A ver si dejas de escribir tanto acerca del amor y empiezas a escribir más sobre cosas reales.”
Anónimo
Comentario en Palabra de Laura (Te amaré siempre)

Hace unos días me contaron una bonita historia acerca de cómo Joaquín Rodrigo plasmó su sufrimiento por la pérdida de un hijo que nació muerto y que casi le arrebata a su mujer, cuando compuso su Concierto de Aranjuez. Su partitura refleja cada una de las fases del duelo interpretadas por diferentes instrumentos, hasta que culmina con la aceptación. He investigado un poco acerca de ello, pero no mucho, porque la historia me parece tan bonita que he elegido creerla.

Llegado un momento, Dalí incluía en su rúbrica a Gala, porque según decía: “yo no existiría sin mi alma gemela”. Musa, amante, compañera, modelo, esposa, amiga…
En el año 1817, tras visitar la Basílica de la Santa Cruz en Florencia, el autor francés, Stendhal, experimentó un extraño fenómeno que describiría en su obra Nápoles y Florencia: Un viaje de Milán a Reggio: "Había llegado a ese punto de emoción en el que se encuentran las sensaciones celestes dadas por las Bellas Artes y los sentimientos apasionados. Saliendo de Santa Croce, me latía el corazón, la vida estaba agotada en mí, andaba con miedo a caerme". La reacción romántica que algunas personas sufren ante la belleza se conoce hoy como el síndrome de Stendhal.

Tres días antes de su boda, Rebeca Méndez despidió a su amado Manuel que se embarcó en La Playa El Borrego en San Blas, y al no regresar, acudió allí durante días, vestida con su traje de novia esperando encontrarse con él. La llamaban la loca del muelle de San Blas. El grupo de música Maná le dedicó una canción.
"Dile que sí, aunque te estés muriendo de miedo, aunque después te arrepientas, porque de todos modos te vas a arrepentir toda la vida si le contestas que no.” Escribió Gabriel García Márquez en El amor en los tiempos del cólera. Difícil elección a la hora de escoger cualquiera de sus palabras regaladas en sus infinitas páginas escritas.

Lo mismo ocurre con Benedetti, que también es difícil la elección: “[…] porque cada día es un comienzo, porque esta es la hora y el mejor momento, porque no estás sola, porque yo te quiero.”
Sabina compone y Calamaro canta… “No corras si te llamo de repente, no te vayas si te grito piérdete, a menudo los labios más urgentes, no tienen prisa dos besos después….”  Y también compuso Violeta Parra su tantas veces cantada Gracias a la vida: “Gracias a la vida que me ha dado tanto. Me ha dado el sonido y el abecedario, con él las palabras que pienso y declaro: madre, amigo, hermano, y luz alumbrando la ruta del alma del que estoy amando.”

Son tantas las letras compuestas. Tantas las letras contadas, escritas y cantadas…
Monet se instaló con su familia en Giverny, e inmortalizó el paso de las estaciones en sus nenúfares pintados.

Teresa era una religiosa albanesa nacionalizada india, no importa lo que dijera pues sus actos hablan por sí solos, pero para entender su esencia nada como recordar algunas de sus palabras: “No debemos permitir que alguien se aleje de nuestra presencia sin sentirse mejor y más feliz”. La historia la recuerda como Teresa de Calcuta.

¿Es esto realidad?, si no fue el amor, ¿qué pudo entonces inspirar esta realidad? Sí, hay otras realidades más cercanas, por supuesto que las hay, y mi generosidad ha elegido desnudar a mi realidad para ti hoy…

… mi sobrina me ha regalado un dibujo que no acierto a entender pero en el que se lee: Para la mejor tía del mundo, mi madre me hizo mi plato favorito el día que regresé de un viaje, mi padre me abraza fuerte cada vez que me ve, mis hermanos me llaman desde la distancia siempre que pueden, mi hermana siempre me da las gracias, mis amigos están incluso cuando ni yo estoy, tengo margaritas en el jarrón, anoche me senté en la terraza a escuchar mi canción favorita con una copa de vino sin darme cuenta del frío que hacía, yo tenía calor, escribo letras enamoradas porque no quiero dejarme nada en el tintero, me han roto el corazón muchas veces, pero no por ello perdí la esperanza y el amor me conquistó de nuevo, hoy cocinaré arroz al horno, otro año que no voy al Jerte y quiero pasear entre los cerezos, a veces me siento a ver el atardecer frente al mar aunque lo tenga lejos, la sensación de libertad me hace sonreír, publiqué un libro hace un año y me dieron un premio, en breve publicaré otro, me gusta mucho ver el mundo desde lo alto, aunque eso haga que me sienta insignificante…

¿Te parece esta una realidad más real?

La Alexitimia es un trastorno psicológico, las personas que lo sufren están limitadas en su capacidad de experimentar fantasías o sueños o pensar de forma imaginativa. Las personas con alexitimia son a menudo descritas por los demás, incluyendo a sus seres queridos, frías y distantes. Carecen de habilidades empáticas y tienen grandes dificultades para comprender y responder con eficacia a los sentimientos de otras personas.
Nos adelantamos a juzgar a alguien por una palabra mal dicha, o porque se esconde detrás de un anónimo. No es falta de valentía, ni tampoco es maldad… Muchos somos unos privilegiados porque la vida no nos dio sus zapatos para caminar, y a lo mejor lo único que necesitan es a alguien que camine junto a ellos, y que les hable de la belleza que se contempla en la realidad en la que viven.

Este escrito es mi respuesta, y con humildad me ofrezco a caminar a tu lado, porque sé que yo fui más afortunada con mis zapatos, y con ellos paseo cada día por una vida que aunque a veces duela, siempre me regala un instante fugaz por el que valga la pena seguir caminando. Y te lo dice una loca que vive más en la fantasía que en la realidad, pero cada cual debe elegir su lugar. Es nuestra vida.
Y si a veces crees que el loco eres tú, te adelanto que para ti el amor será mucho más fácil de entender entonces, el porqué no lo sé pero los locos entendemos mejor algunas cosas... Y para despedirme te regalo la cita de Jacinto Benavente que una amiga ha compartido conmigo hoy: "En asuntos de amor los locos son los que tienen más experiencia. De amor no preguntes nunca a los cuerdos; los cuerdos aman cuerdamente, que es como no haber amado nunca."

No estás solo. Nadie lo está, al menos que así lo elija. Un saludo.



6 comentarios:

  1. Es definitivo. No eres real. Tremendo tu escrito. Soy otro anónimo pero igual de agradecido.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues yo me pellizco y duele... Así que un poco real soy.
      Muchas gracias anónimo. Creo que es uno de los escritos que más he disfrutado escribiendo...

      Eliminar
  2. Me ha gustado el inventario de experiencias de amor varipinto de personas conocidas (o no tanto) que has enumerado, pero la frase de Teresa de Calcuta me ha gustado especialmente. No la conocía o, como me suele ocurrir, la había olvidado.

    El caso es que luego ha llegado el párrafo con la narración de tu realidad y se me ha vuelto a olvidar Teresa de Calcuta. Que no se entere tu sobrina de que no has entendido su obra de arte y, por favor, cuando salgas a la terraza, no olvides ponerte una rebequita, no te vayas a acatarrar.

    Y tras tanta intimidad descubierta y tanta verdad revelada, me siento en la necesidad de confesar que no me llamo Meteorismo sino Pablo, y que mis únicos viajes por la galaxia son los que hago a bordo del planeta tierra. El día menos pensado me doy la vuelta en la foto y te saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Encantada de saludarte entonces Pablo. Me puedes saludar siempre que quieras sin tener que dar la vuelta a la foto.
      Hay mucha verdad descubierta en este escrito dedicado, pero sigo siendo la mujer que se esconde detrás de las letras... Forma parte de la magia, ¿no?
      La frase de Teresa debería ser el despertar de muchas personas... YO intento poner de mi parte.
      Un saludo y feliz semana!

      Eliminar
  3. La verdad es q iba a contestar al otro lado que me escribiste pro prefiero que sea en esto.Me parece q solo puedo decir q perdones si mis palabras fueron molestas,pero no estoy pasando dias buenos y el amor es lo poco que creo.Pero esto que escribes es bonito,solo pido perdon y gracias por esto.Sigo leyendote y espero podr decir algo alegre pronto.Siento si mi comentario fue inoportuno.Muchas gracias.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No tenía muy claro que volvieras a pasar por aquí, y me alegro mucho que así sea. Gracias por tus palabras, muchas gracias, espero que sepas que eres importante porque conseguiste inspirarme para escribir uno de los artículos que más he disfrutado escribiendo. Puedes escribirme cuando quieras, en mi perfil encontrarás la dirección de correo. Te mando un abrazo y toda la energía del mundo, y te pido que confíes porque la vida tiene siempre algo bueno esperando... ¡Hasta pronto! y gracias.

      Eliminar